Todas las Noticias
последний обряд смотреть онлайн

Horteras de bolera. Por Juan Rguez Plaza. Periodista.

Nunca he sido partidario de que los delincuentes económicos vayan al trullo un montón de años. No me parece que sea resarcir a la sociedad. Sí me parece que es dar al populacho carnaza de venganza. Y eso que los moralistas, que tanto abundan, nos están todo el día dando la turra con que la justa justicia no es vengativa y que la aplicación de una condena tiene una función principalmente rehabilitadora, etc, bla bla. El perdón católico establecido como doctrina jurídicamente laica.
Creo que objetivamente no se sostiene que a Correa le caiga una condena de casi 52 años sólo tras lo de ayer, porque encima todavía le quedan muchos más años por ir acumulando. 52 años por 8.400.000 euros de trinque. A José Bretón 40 años por matar y descuartizar a sus dos niños pequeños. Y ejemplos todos los que se quieran de etarras multihomicidas y mucho mejor tratados penalmente. Yo pa mi que sería más lógico dejar al gran trincón en pelota picada y con la única posibilidad de vivir con una modesta Renta Básica de Ladrón, en vez de la cantidad de sueldo que lograse en un hipotético futuro puesto de trabajo. A eso únase el sambenito del desprestigio personal. Francisco Correa y los demás ya lo llevan para siempre. Aplíquese para los de la Gürtel y, si se quiere, para los de los ERE, los Pujol y los que se tercien. También, claro, a los casos no mediáticos. Entonces yo dejaría la cárcel para la violencia física en todos sus grados.

La horterada de la derecha biútiful tuvo su rito tribal cuando la boda de la hija de Aznar. Todo el mundo tiene derecho a hacer bodorrios más o menos ridículos, pero desde el enfoque del deterioro de la imagen política aquella ceremonia del enlace de ‘la tercera infanta’ fue estúpida por innecesaria. Ahora pasados los años y las noticias de corrupción ese festín ha quedado como metáfora. El porte almidonado, el eterno bronceado y la sonrisa profident de Zaplana también son pura poesía. El PP como partido antipático profesional. Y ahora con sentencia en contra.

No importa. El cogollo del meollo ya es la moción de censura de Sánchez presentada esta mañana. Rajoy salió después a mediodía con más temple y fluidez que nunca, porque después de 9 años de Gürtel y varias elecciones ganadas en este tiempo el presidente sabe que la sentencia de ayer no le supone nada ante sus votantes. Qué son 245.000 euros de unos ayuntamientos frente a los 15 millones de Filesa. Al menos de momento, porque faltan más piezas separadas que volverán a poner al PP contra la pared del juzgado. Eso ya vendrá. Lo que le importa a Rajoy es ir despejando bolas a raquetazos desde el fondo de la pista: los Presupuestos anteayer, la sentencia ayer, y confiar en un error forzado de Sánchez. El socialista dijo que la censura será para ” 1) recuperar la normalidad política e institucional, 2) regenerar la vida democrática, y 3) poner en marcha una agenda social que atienda a las urgencias sociales”. Y después convocar él unas elecciones. El 1) está ya porque no hemos notado diferencia con antes de la sentencia. El 2) parece que se refiere a disolver el PP, pero eso no está en sus manos. Y del 3) ya presume el PP cuando habla de Presupuestos cada año más sociales tras haber salvado la economía. Lo de convocar elecciones desde su gobierno provisional socialista suena a mal disimulado manejo de la conveniencia propia.
Rajoy confía porque ve que los partidos que le pueden mandar a casa no tienen ni la cohesión para hacer mayoría, ni el discurso consensuado, ni las ganas de dar un mal paso ante la volatilidad de las encuestas.

Por mi responsabilidad archipielágica he de terminar con una referencia al secretario general de Coalición Canaria. Dijo hoy Barragán: “La estabilidad del país no se puede poner en juego porque alguien (Pedro Sánchez) quiera aparecer en una foto unos cuantos días”. CC tiene claro, al contrario que Nueva Canarias, que los muchos millones de euros conseguidos para las Islas no se deben poner ahora en riesgo por un quítame allá a Rajoy. Si el miércoles ibas a Rólex no vas a ir el viernes a setas.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top