Dácil León lamenta que la mala gestión municipal de la Policía Local genere una “enorme inseguridad”

25 Enero 2023
La concejala no adscrita, vinculada a Más Arona, critica “no sólo que no se atiendan las justas demandas de los agentes de seguridad a tiempo, sino el abandono y la desidia del alcalde y el concejal de Seguridad con la gestión de un servicio esencial para la población”
La concejala no adscrita del Ayuntamiento de Arona Dácil León “lamenta la enorme apatía y desinterés mostrado por el equipo de gobierno de Arona, encabezado por el alcalde, José Julián Mena, y su concejal de Seguridad, Francisco Marichal, en relación a las demandas justas y lógicas planteadas por los representantes de los agentes en el municipio para mejorar el servicio, pero además por no atender los urgentes cambios que precisa la gestión de la Policía Local, cuestión que demandan hasta los propios agentes”
León hizo hincapié en que “la no atención de las mejoras para el cuerpo de policías locales demuestra el poco o nulo interés por mejorar un servicio que es esencial para la población, pero además deja de manifiesto que los responsables no están en la gestión diaria de los problemas de la ciudadanía, lo que, en este caso, puede provocar situaciones de inseguridad vecinal”.
“Ante los enormes problemas de seguridad que ya se han padecido durante los últimos meses en el municipio, venimos solicitando desde noviembre de 2022 información en relación al número de agentes de servicio, número de efectivos por zonas y qué funciones desarrollaron ya que hemos sabido que en muchos turnos de tarde y noche, el número de efectivos para cubrir todo el municipio se ha restringido a 2 ó 3 agentes, lo que puede provocar un problema de inseguridad del cual, son únicamente responsables, el alcalde y su concejal de Seguridad”, afirmó.
La concejala que concurrirá a las próximas elecciones por la formación Más por Arona, insistió en que “esta situación de abandono que padecen los agentes municipales demuestra el escaso interés del grupo de gobierno por atender, primero, las demandas de los funcionarios y, segundo, por mejorar un servicio esencial para la población como es la seguridad”. Explicó que “ha habido noches en que solo dos agentes han cubierto el servicio, debiéndose quedar uno en la centralita y otro en la armería, sin posibilidad de atender las llamadas o salidas de una población de casi 100.000 personas, a los que hay que sumar los visitantes.
León recalcó que “esta situación se está convirtiendo en algo cotidiano muy peligroso desde hace meses, generando un alarmante escenario de inseguridad ciudadana de la que únicamente son responsables el alcalde y el concejal de Seguridad, que han preferido asistir en bloque a Fitur en vez de solucionar la situación, coordinar con los agentes y atender sus demandas, las cuales mejorarían la seguridad en todo el municipio”
“La situación se agrava aún más cuando se ha solicitado por registro de entrada, desde el pasado 28 de noviembre de 2022 y reiterado el pasado 4 de enero de
2023, información sobre la situación de los agentes locales y ni el alcalde ni el edil de Seguridad han facilitado ningún tipo de información, sospechamos que por que son plenamente conscientes del deterioro del servicio, de su incapacidad para gestionar un servicio básico para un municipio ni de atender las peticiones de los agentes”, recalcó.
A juicio de León, “la seguridad debe ser considerada básica y esencial para un municipio como Arona, donde se debe atender no solo a la población residente, sino a la población flotante y visitante, que alcanza las 300.000 personas diarias, y para ello tanto el alcalde como el concejal responsable deben cuidar y asistir a los agentes locales puesto que deberían ser los primeros en desear un municipio seguro”.
“Llevamos oyendo al alcalde que Arona afirmar que el municipio cuenta con la mayor plantilla de policías locales, cosa que no es cierta, pero es que además ahora se confirma la enorme dejadez que ha hecho con la este cuerpo de seguridad al no atender sus demandas y no tener interés en gestionar una plantilla que siempre ha mostrado predisposición a mejorar el servicio porque le importa el municipio”, destacó.
Por último, afirmó que “el conjunto de la Policía Local de Arona, al igual que el resto de la gestión del Ayuntamiento, “necesita de responsables políticos que no se escondan ni se escabullan de sus responsabilidad ante las necesidades de gestión pública, las necesidades de los trabajadores municipales ni, sobre todo, ante la obligación y el deber de gestionar un servicio fundamental para toda población como es la seguridad de las personas”.

Spread the love

Deja una respuesta