Identifican un fármaco que podría mitigar las consecuencias de la covid-19

17 Septiembre 2020/Agencias
Científicos de la Universidad de Málaga y del Centro Andaluz de Nanomedicina y Biotecnología (Bionand) han identificado un nuevo fármaco que podría modular la respuesta inflamatoria que se produce en los casos más graves de la covid-19.

El equipo, liderado por los investigadores de la Universidad de Málaga Iván Durán y Fabiana Csukasi, estudiará durante el próximo año el efecto del tratamiento con 4-Fenilbutirato (4-PBA), ha informado este jueves la institución universitaria en un comunicado.

El proceso inflamatorio que se identifica en los casos más graves de coronavirus provoca el descontrol y el exceso de citocinas -moléculas encargadas de organizar las defensas del organismo- llegando a desencadenar, incluso, la hiperpermeabilidad vascular y el fallo multiorgánico.

Precisamente, el control de esta «tormenta» de citocinas, a través de quienes les controlan a ellas, es decir, las células infectadas, es la propuesta de estos investigadores.

“Cuando las células se encuentran estresadas por la infección llaman a las citocinas y, cuanto más estresadas estén, más insistentemente las llaman, provocando esa inflamación descontrolada, por eso una posibilidad para tratar la Covid-19 es reducir el estrés de las células”, ha explicado Durán.

Según el investigador, el reposicionamiento con el fármaco anti-estrés 4-PBA, aprobado para uso clínico contra otras enfermedades y, por ello, fácil de llevar a la clínica, podría modular este estrés celular, que también está presente en patologías como la diabetes, el envejecimiento o la carcinogénesis, a su vez, catalogadas de riesgo para la Covid-19.

“Nuestros resultados preliminares desarrollados en modelos animales demostraron que el 4-PBA rescata por completo la mortalidad causada por insuficiencia respiratoria derivada del estrés celular”, ha afirmado el profesor.

En estos primeros estudios también han identificado a la proteína residente del retículo endoplásmico ‘BiP’ (Binding Immunoglobulin Protein) -un marcador de estrés sanguíneo- como indicador de situaciones derivadas del estrés celular, susceptibles de explorarse y medirse en los enfermos afectados.

Así, según Durán, los niveles de BiP, además de determinar la eficacia del tratamiento con 4-PBA, podrían servir como indicadores tempranos de grupos de riesgo a la covid-19, estableciendo la correlación entre niveles altos y severidad inflamatoria tras la infección viral.

“Hay personas que ya tienen enfermedades que causan estrés a las células y cuando estas personas son infectadas por el coronavirus tienen una mayor probabilidad de enfermar y morir. Por tanto, sabiendo si el paciente sufre de estrés celular mataríamos dos pájaros de un tiro: detectaríamos la susceptibilidad antes de que ocurriera la infección y sabríamos tratarla a tiempo”, señala el científico.

Spread the love

OTRAS NOTICIAS

Chacón, avalada por Mas y más de mil asociados para ser candidata del PDeCAT

22 Octubre 2020/Agencias La exconsellera Àngels Chacón ha reunido 1.232 avales de asociados, entre ellos el expresidente catalán Artur Mas, en la primera fase del...

Canarias constata 153 nuevos casos de COVID-19 en las últimas 24 horas

22 octubre 2020 22 oct datos covid • En las islas se han realizado un total de 455.311 pruebas PCR de las cuales 4.018 se...

Por un proyecto participativo para el nuevo HUC

22 Octubre 2020   Hace un año, la Plataforma "Salvar al HUC" salía al paso de la preocupante situación del Hospital Universitario de Canarias (HUC)...

La viceconsejera de Justicia participa en la presentación del Punto de Encuentro Familiar de Lanzarote

22 Octubre 2020 El acto tendrá lugar de manera telemática con unas jornadas sobre Punto de Encuentro Familiar, Derecho de Familia y Violencia de Género...

Deja una respuesta